La capital de la provincia de Bretaña, Rennes, cuenta con muchos lugares turísticos que debes descubrir, para ayudarte debes conocer una práctica guía para visitar las 10 mejores cosas. Estas atracciones te permitirán apreciar tanto el arte, la historia, como la belleza natural de esta hermosa ciudad.

Los 10 mejores lugares que ver en Rennes

Centro histórico de Rennes

En este maravilloso lugar descubrirás todos los rasgos más característicos de la ciudad, como lo son sus casas de entramado de madera, fachadas coloridas y florales. Allí puedes admirar el ayuntamiento y la Catedral de Rennes.

Catedral de San Pedro de Rennes

Cuenta con varias reconstrucciones desde hace muchos siglos hasta el año 2014 que se realizó la última. Tiene un exterior muy clásico, de inspiración italiana, con bellos vitrales y un altar romano. Además de tener una bóveda decorada, su mayor atractivo se debe a que fue la sede de coronación de varios duques y duquesas de Bretaña.

Las puertas Mordelaises

Estas fueron la entrada principal de la ciudad en el siglo XV, se caracteriza por ser una puerta grande para el paso de vehículos y una pequeña para el paso peatonal. Adicional a ello tiene dos torres simétricas erguidas con machicolaciones.

Mercado Place des Lices

Un sábado en la mañana visitar este mercado debería ser una visita segura, es el segundo mercado de alimentos más grande de Francia. A el asisten más de 300 productores locales de frutas, verduras, pescado, queso y carne fresca. Allí encontrarás tanto comida como bellas flores.

Plaza del ayuntamiento de Rennes

Es la plaza más bella de la ciudad, cuenta con dos monumentos históricos muy importantes como lo son Ópera y el Ayuntamiento. Este último, es un edificio construido en el año 1720, allí se agrupó a 3 monumentos como lo son El Ayuntamiento, el Tribunal y la Torre del Reloj en el centro, dando como resultado un edificio cóncavo muy estético.

El Parlamento de Bretaña

Es el monumento más famoso de la localidad y es uno de los símbolos de Bretaña, ya que fue la sede del parlamento hasta el año de la revolución en 1790, después fue el tribunal de justicia. Las visitas son organizadas por la oficina de información turística.

Parque Thabor

Es el espacio ideal para relajarse, muchos turistas y locales lo llaman el Parque Central de Rennes, es una extensión de más de 10 hectáreas que combina diferentes estilos de jardines, como los son el francés, inglés, una cueva, cascadas y cuencas.

El Champs Libres

Se trata de un centro cultural compuesto por el Museo de Bretaña, el Centro Científico, su planetario y una gigantesca biblioteca de 6 plantas en el que también encontrarás exposiciones temporales.

Museo de Bellas Artes de Rennes

Fue construido en el año 1794 con una obra de arte incautada después de la Revolución y después de esto se ha hecho crecer la colección a través de los siglos. Cuenta con grandes artistas como Rembrandt, Leonardo da Vinci, Donatello. Quien lo visite disfrutará de diferentes momentos de la historia y los movimientos artísticos.

La Vilaine á Rennes

Es el rio que atraviesa de un extremo a otro Rennes y permite realizar actividades tanto en la costa como en el agua. Puedes disfrutar de sus muelles, edificios, incluso de una zona verde muy agradable y tranquila, también está el cálido encuentro con los pescadores.

Por eso si decides visitar Rennes, tendrás todos estos increíbles sitios por conocer.