Muchas de las enfermedades que padecemos los seres humanos también son comunes en nuestras mascotas, ese es el caso del glaucoma. Los efectos de esta enfermedad son devastadores, ya que pueden causar la ceguera total de tu perro. Debido a la importancia de estar informado para prevenirla, debes conocer todo sobre el glaucoma canino es decir sus síntomas, tratamientos y consejos.

¿Qué es el glaucoma canino?

El glaucoma es una enfermedad caracterizada por el exceso de líquido en la zona interna del ojo. El organismo canino no posee el suficiente tiempo para drenar los fluidos intraoculares, por lo que se acumulan. Las consecuencias, se resumen en el aumento de la presión en el interior del ojo, lo que puede afectar el nervio óptico y la retina.

Causa del glaucoma canino

Las causas del glaucoma canino pueden ser por: Herencia o por consecuencias de una enfermedad primaria. En el último caso, puede ser tratado de una mejor manera. El glaucoma canino se diferencia entre el tipo agudo y el crónico.

La incidencia aumenta con la edad, por lo que es mucho más común ver perros adultos con glaucomas, aunque también puede aparecer por causa genética. Además, los Bichón Maltés, el cocker o el Bulldog Francés poseen mayor predisposición para desarrollar este problema ocular.

Síntomas del glaucoma canino

Cuando se produce el glaucoma canino puede que no se vean los síntomas, por ser la fase inicial. El perro puede estar sufriendo una reducción progresiva del campo de visión, pero este se irá acostumbrando a esto sin que le cree problemas. Cuando ya ha avanzado un ataque agudo del glaucoma, los síntomas si son más visibles, como los siguientes:

  • Lagrimea en exceso.
  • El perro presenta fuertes dolores en el ojo que se encuentra afectado.
  • Los ojos están muy enrojecidos.
  • La visión borrosa, lo puedes determinar porque tropieza con todo.
  • El ojo tiene un aspecto fijo y sin expresión, por la dilatación de la pupila y la apariencia empañada de la córnea.
  • El comportamiento del perro puede ser más agresivo.

Si estás viendo que tu perro presenta uno o más síntomas es momento de llevarlo al veterinario para que lo pueda examinar bien.

Tratamiento para el glaucoma canino

Dependiendo del estado de cada perro, el tratamiento será distinto. Normalmente, el veterinario recomendará la aplicación de colirios específicos para poder controlar el líquido intraocular. Este especialista también puede recetar algunos analgésicos y antiinflamatorios, para calmar los dolores. Solo en algunos casos, el glaucoma presenta la posibilidad de que se opere, incluso en algunos centros especializados cuentan con la tecnología láser para realizar este procedimiento.

Consejos para el cuidado de un perro con glaucoma

  • Realizar cada una de las curas de la manera adecuada.
  • Vigilar el progreso del glaucoma y el estado del ojo sano.
  • No colocar el collar, para evitar que aumente la presión intraocular.

Estar al tanto de los síntomas que presenta tu perro puede ahorrarle muchos dolores. En caso de que ya se encuentre afectado por el glaucoma, es recomendable que cumplas al pie de la letra los cuidados expuestos por el veterinario.